Los desafíos que nos propone La Alegría del Evangelio

21 de Mayo 2015 / Jóvenes Misioneros del Santo Padre / Bogotá, Colombia.


 

El pasado sábado 16 de Mayo en nuestra reunión de JMSP, empezamos la tarde con la coronilla de la Misericordia, en seguida hablamos sobre el mensaje que nos dio el Santo Padre durante la Audiencia Papal, recordándonos la importancia de palabras tan simples pero a la vez tan bellas y necesarias como lo son: “permiso”, “gracias” y “perdón”.

Tuvimos una tarde llena de aprendizaje. El tema principal eran las tentaciones que, el Papa plantea en la Encíclica Evangelii Gaudium, se encuentran en el mundo de hoy para los agentes pastorales: Sí al desafío de una espiritualidad misionera, No a la acedia egoísta, No al pesimismo estéril, Sí a las relaciones nuevas que genera Jesucristo, No a la mundanidad espiritual, y No a la guerra entre nosotros.

Para hacer que el tema fuera más cercano al joven de hoy en día, se realizó una actividad, donde dos de nuestros jóvenes prepararon unas divertidas representaciones que mostraban situaciones cotidianas en la vida de cada uno.

Todos los puntos se abarcaron desde algún aspecto que el Papa Francisco destacara en la descripción de cada uno de estos desafíos. En el caso del primer punto se tuvieron en cuenta el No al individualismo y No dejarse influenciar por la cultura moderna. Como se ve hoy en día muchos se preocupan sólo por su bien y cuando encuentran a otra persona que está necesitando alguna ayuda la ignoran o hacen de cuenta como si no existiera; incluso puede encontrarse muy presente el temor a ser rechazados por lo que hacemos y nos interesa más lo que dicen las personas, a lo que ve Dios en nosotros, y mucho más si es por “moda”.

Los demás puntos se fueron centrando en detalles como: el miedo egoísta a comprometerse y hacer las cosas, el temor a salir por la situación del mundo o por nuestras flaquezas, el encuentro con el otro, la vanidad y la fraternidad. Que así sean cosas que puedan parecer pequeñas, pueden ser limitantes muy grandes; sea porque no queremos que nos quiten nuestro tiempo, que invadan nuestro espacio personal o porque creamos que lo que nosotros hacemos es lo mejor y rechacemos las opiniones y necesidades de los demás. El Papa nos dice que salgamos de nosotros mismos y sin importar cuantas adversidades encontremos en el camino, no busquemos excusas, sino que las veamos y aprovechemos como oportunidades para crecer.

Finalmente, para concluir nuestro encuentro hicimos una pequeña oración en la que dimos gracias a Dios por todo lo aprendido y le pedimos que nos ayude a aceptar la invitación que nos hace el Papa Francisco por medio de la Encíclica y salir al encuentro con los otros.

--

Comité Prensa / JMSP - Bogotá /

¡Déjanos tu comentario!

Jóvenes Misioneros del Santo Padre ©2015 | Home | Joomla 3 Templates Joomlaskins